Nunca dejes ir fácilmente a alguien importante en tu vida. Tal vez nunca vuelvas a conocer a alguien así.

(via malavidaa)

“Mi madre siempre me advirtió sobre el alcohol y las drogas, pero nunca me dijo lo adictivo que podían ser tus labios.”
— Denise Márquez (via denisesoyletras)